sábado, 31 de agosto de 2013

LO QUE ESTÁ PARA TI NADIE TE LO QUITA ...


Todos los días tenemos noticias del papa Francisco,
quien está haciendo historia en el Vaticano por ser
latino, jesuita, humilde y por atreverse a decir no a
los zapatos rojos y llevar calzado negro. Pero, más
allá de todas las palabras esperanzadoras que ha
dicho y los actos de bondad que ha demostrado
este pontífice, su perseverancia es una de las
lecciones más inspiradoras que he escuchado en los
últimos días.
¿Sabías que durante el conclave del 2005, el
cardenal Jorge Mario Bergoglio (convertido hoy en
el papa Francisco) fue uno de los cardenales que
más votos recibió para convertirse en el máximo
jefe de la iglesia católica, rivalizando con Benedicto
XVI? Cuentan que el hoy papa Francisco pidió e
aquel entonces que no votaran por él para que
Benedicto pudiera ser elegido como el sucesor del
papa Juan Pablo Segundo.
Ocho años después, el nombramiento de este nuevo
pontífice demuestra que pueden pasar muchos años
antes de que llegue a tu vida lo que está destinado
para ti. Nadie puede alterar el orden divino de las
cosas. Es como dice el cantante Willy Chirino en su
canción ‘Lo que está pa’ti nadie te lo quita’. Él
compara la vida con una ruleta y dice hay cosas que
no se dan por más que uno juegue y juegue. Sin
embargo, hay otras que solitas llegan. Lo que hay
es que estar tranquilo y acordarse siempre de que
“Lo que está pa’ti, nadie te lo quita”.
Por eso, si te preguntas cuándo llegará a tu vida un
golpe de suerte que te ayude a encontrar lo que
más deseas: ya sea una relación amorosa, un mejor
empleo, o la sanidad de un ser querido, te exhorto a
que lo pidas con todo tu corazón y una vez eleves tu
oración, deja que esta se dispersa por el Universo.
¡Déjalo ir y confía! Y cuando te sientas
desesperado y sin esperanzas, respira hondo, cierra
los ojos y di: “Lo que está para mi va a llegar, nada
ni nadie me lo quitará”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada